domingo, 26 de abril de 2009

Claudia Venturelli: Júpiter y la mano invisible del mercado II

Consumo y producción de cuerpos


Me llegó un mail ( gracias nuevamente a Cymaco por su aporte ), con fotos de un libro de Peter Menzel un fotógrafo periodista freelance nacido en Connecticut Estados Unidos en 1948. Comenzó a trabajar como fotógrafo profesional en 1970 sobre temas relacionados con historias del high tech incluyendo la realidad virtual. Micromáquinas y autos solares.

El libro se llama Hungry Planet: what the world eats y fue editado en el año 2005, con escritos realizados por la esposa del fotógrafo, Faith D'Aluisio. Un recorrido por 24 países donde ha visitado 30 familias y recabado información sobre lo que consumen de comida durante una semana y a cuánto asciende el costo de la misma, costo que ponen debajo de cada foto.

Este libro ha tenido mucha repercusión en medios y blogs, ellos están interesados en como la globalización, las migraciones y el “aumento de la riqueza” han afectado las dietas de las comunidades alrededor del mundo.

A mí me ha llevado a pensar cómo se puede analizar sociológicamente a partir de una imagen, haciendo relaciones y buscando información orientada a partir de un marco teórico de referencia.

Una vez más sólo viendo las fotos podemos darnos cuenta que lo que nos decía el filósofo Adam Smith no sirve para dar cuenta de la realidad: la mano invisible de Júpiter no conduce a los capitalistas a realizar casi la misma distribución de las cosas necesarias para la vida que habría tenido lugar si la tierra hubiese sido dividida en porciones iguales entre todos sus habitantes, y así sin pretenderlo, y sin saberlo, promover el interés de la sociedad y aportar medios para la multiplicación de la especie.

Ustedes viendo las fotos podrán darse cuenta que los cuerpos son producidos en función de la distribución de la riqueza social; y que lo que queda inscripto en esos cuerpos es, cómo es esa distribución en función de lo que cada uno percibe de esa riqueza.

En un borrador de Marx, sus primeras reflexiones para luego escribir El Capital, llamado Gründisse, escrito entre 1857 y 1858, en el apartado sobre consumo y producción, deja claramente explicitado las bases para hacernos pensar un método para analizar los efectos de la realidad sobre los individuos.

Y aquí empieza mi análisis sobre lo que me hicieron pensar las fotos, sin duda un aporte interesante de Menzel.

¿Qué es lo que cada familia lleva a su mesa diaria? : el modo de participar en los productos que dentro del capitalismo se denomina salario.
Y ¿qué es el salario? Es trabajo asalariado, es el carácter determinado que tiene el trabajo en este modo de producción.
Un individuo que participa en la producción bajo la forma de trabajo asalariado, participa bajo la forma de salario en los productos, en los resultados de la producción.
Y la organización de la distribución, está determinada por la forma de la producción. Es ella misma un producto de la distribución en lo que tiene que ver con el objeto (sólo se distribuyen los resultados de la producción); pero también en lo que refiere a la forma, ya que el modo determinado de participar en la producción determina las formas particulares de la distribución en una sociedad dada.

Marx también decía que la nutrición es una forma de producción a la vez que de consumo. Es producción consumidora. Aunque no es así en general que la tomamos, sino siempre particularizada, porque la forma de producción de cuerpos no es igual dentro de un modo de producción , distribución y consumo de productos que en otro. Por ejemplo hoy en 2009 en el capitalismo global no es igual que en los primeros asentamientos humanos de los que se tienen registro, claro ustedes me dirán una verdad de Perogrullo.

El hombre produce su cuerpo de acuerdo a la forma en que participa en la distribución de los productos; que es de acuerdo al salario que reciben. Y hay un modo de producción que hace que haya un modo de consumo. Se produce tanto un objeto para el consumo como un sujeto para el objeto.
No es como nos decía Smith:
“… Cuando la providencia distribuyó la tierra entre unos pocos patronos señoriales ni olvidó ni abandonó a los que parecían haber quedado excluidos del reparto. También éstos disfrutan de una parte de todo lo que produce.
En lo que constituye la genuina felicidad de la vida humana no están en ningún sentido por debajo de quienes parecerían ser tan superiores a ellos…”

Es lo que dijo Marx lo que pude ver en estas fotos.
Lo que intento mostrar se ve en cómo esos cuerpos fueron y son producidos día tras día, en la formas de distribución de las comidas, el tipo de comidas, el tamaño y tipo de mesa, la cantidad de personas por familia, cantidad de adultos, niños, animales domésticos. Si en las fotos sólo se ve la familia nuclear conviviendo bajo el mismo techo o familia extendida (lo que indicaría que además hay un problema de vivienda).

Empezando a pensar que la forma de distribución de los productos se da en forma de salario me puse a investigar cuál es el salario mínimo de cada país y en función de eso ver qué parte del salario se lleva sólo reproducir la fuerza de trabajo, en lo que a nutrición se refiere, en cada país.


Cómo se podrá observar evidentemente tenemos que pensar que el problema se ha complejizado bastante y que las fotos nos están diciendo muchas más cosas de las que sospechábamos. Y vamos a hacer el análisis en función de cada foto.


Esta foto corresponde a Alemania vemos que es una familia tipo compuesta por dos adultos y dos niños. El salario mínimo es de USD 1589 y el gasto total en comida por mes USD 2000.28 de acuerdo a los datos aportados por Menzel. Por persona por mes USD 500.
Por lo tanto debemos suponer que esta familia no corresponde a la baja pequeña burguesía (la biblioteca nos lo muestra) y que deben trabajar los dos adultos ya que el gasto en comida no se podría sostener si trabajara uno solo y cobrara el salario mínimo.
Hay mucha presencia de bebidas, es lo que se destaca en la foto, varias botellas de vino y cerveza. Poca de carne, nada de pescado, poca harina, algo de frutas, bastantes verduras. Bastantes conservas y embutidos. Evidentemente una vez por semana comen pizza congelada y otro tipo de alimentos congelados. Algo de lácteos y no muchos enlatados. Algunas golosinas y helados industriales.
Los cuerpos que se producen se los ve cuidados, aunque con cierto sobrepeso en los adultos, y dentro de todo armónicos. Pero sí se puede ver que se hace comida en casa, hay un tiempo para ello, pero no lleva mucha elaboración. Una sola mesa no alcanzó para poner todo lo que se consume en una semana.


Esta familia vive en Bután Nepal el salario mínimo es de USD 9,74 por mes y el gasto de comida por mes es USD 20,12. La familia tiene 13 integrantes 5 adultos y 8 niños. Por persona USD 1,55 por mes.
La comida no está puesta sobre una mesa. Hay sólo una botella de leche que alguna vez tuvo otro producto en su interior por lo tanto debo suponer que tienen animales y que lo que se ve en esta foto es de su propia producción. Nada o casi nada de comida industrializada. Sólo una botella de agua, tampoco de marca. La base de su alimentación son verduras, pocas frutas y una bolsa de alguna harina. Vean la decoración del ambiente pareciera más un templo que una casa. Aquí hay familia extendida. Abuelos, hijos, nietos. Una sola mesa de la familia alemana bastaría y sobraría para colocar lo que comen en una semana estos trece integrantes. Cuerpos en el límite de la desnutrición.


Esta familia tipo vive en China. Familia urbana, bien entrados en el capitalismo.
Dos adultos, dos adolescentes. Gastan por mes en comida USD 620.24. Por Persona USD 155.
El salario mínimo en China es de USD 102, 50.
Es evidente que esta familia es de la alta pequeña burguesía china. Comen poco en comparación con la familia alemana por lo tanto lo que se puede observar que comer en China es muy caro.
Hay algunos snacks casi nada de dulces, mayor presencia de pescado, pocas bebidas, una botella de vino por semana, dos huevos por persona por semana. Muy poca verdura y fruta. Una bolsa de 5 kilos de arroz. Los cuatro una vez por semana comen fast food. Mucha fritura. Poco pan. Algo de lácteos. Se elabora comida en la semana. Se ve comida justa para 4 personas. Cuerpos esbeltos.


Familia japonesa. En Japón el salario mínimo es de USD 480 y lo que gasta esta familia de cuatro integrantes, dos adultos y dos adolescentes por mes, en comida asciende a USD 1269. USD 317 por persona por mes.
Por lo tanto tampoco estamos en presencia de una familia que represente a la mayoría de la población japonesa. Y desde ya la providencia se olvidó de los japoneses, Júpiter en algo se equivocó porque comer en Japón es carísimo. O sea que el valor de la reproducción de la fuerza de trabajo está muy por encima de lo que se le paga a un asalariado.
La base de su alimentación es el pescado, una bolsa de 5 kgs. de arroz, y mucha comida prehecha industrializada. Poca verdura, nada de lácteos, dos botellas de gaseosas, nada de agua, por lo que asumo tomarán té. Algo de snacks.
Comerán alrededor de esa pequeña mesa sentados en el piso. Aquí también hay comida justa para cuatro personas pero pareciera que para conseguir comprarla hay que trabajar mucho. Una vez más vemos cuerpos cuidados y esbeltos.

Esta familia egipcia está compuesta por doce personas siete adultos y cinco chicos. El salario mínimo en Egipto es USD 150 por mes y esta familia gasta por mes en comida USD 274,12. Evidentemente todos viven bajo el mismo techo y los tres hombres jóvenes deben trabajar para poder tener ese gasto en comida. Pero comparados con la familia alemana que gasta a razón de USD 500 por persona por mes, ellos gastan USD 22 por persona por mes. Y las mesas que ocuparon en relación son mucho más pequeñas que la de la familia alemana.
La base de su alimentación son las verduras, la leche es poca, será sólo para los más pequeños y la presentan en ollas por lo tanto deben tener algún animal al cual ordeñan. Pocas frutas, poca carne, algo de pan, pocas bebidas compradas. Algo de harinas. Casi nada de alimentos envasados industriales.
Para producir estos cuerpos hay mucho consumo de fuerza de trabajo.


Esta familia vive en Kuwait, está compuesta por cuatro adultos y cuatro niños. Por como está sacado la foto uno puede leer que la familia son los padres y los hijos y las otras dos mujeres en la foto son las que se encargan de la casa.
Sólo toman agua en botella. Consumen 30 huevos por semana. Mucha harina y alimentos precocidos industrializados, y casi igualan la ingesta de carne y pescado.
Leche para los niños y cereales. Pan casero, algo de congelados. Algo más de verduras que fruta.
El salario mínimo en Kuwait es USD 1544 y esta familia gasta por mes USD 886.
USD 111 por persona por mes.
Está claro que por la cocina que tienen no es para nada una familia que pueda representar a la mayoría de la población de Kuwait que gana un salario mínimo y que el padre de familia debe ser el único que trabaja.


Esta familia mongolesa de cuatro integrantes madre, padre y dos hijos basa su alimentación en la carne, embutidos, panes y huevos. Casi no toman bebidas industrializadas, ni lácteos, casi nada de verduras. Arroz, pastas secas. Casi nada de frutas. El salario mínimo en Mongolia es USD 45 y esta familia gasta en comida por mes USD 160. A razón de un salario mínimo por persona por mes en comida.
Vean la casa. No hay nada que sobre. Se sobreentiende que deben trabajar los dos, si no la hija también y que pese a todo debe ser una familia de ingreso medio para lo que es Mongolia. No se ven golosinas, dulces, fast food, comida precocida industrial. Por donde se mire hay austeridad. Una mesa justa para cuatro personas.


Familia polaca, otra familia extendida con un animal doméstico. Son cuatro adultos, una adolescente y un perro al que integran en el gasto de comida por semana. Aquí se gasta por mes en comida USD 605. El salario mínimo es de USD 442. Gastan a razón de (incluyendo al perro) USD 101 por mes por integrante. Más de un integrante de la familia trabaja por lo tanto hay mucha menos austeridad que en la familia mongolesa y se puede dedicar parte del gasto a golosinas, tener un animal doméstico, y a comprar bastantes alimentos industrializados.
Se ve que hay proceso de elaboración de comida en la casa, pero no mucha carne ni pescado.
Al parecer fast food come la adolescente ya que hay sólo una bolsa de esa comida. Aquí para poder sostener la reproducción de la fuerza de trabajo y realizar algún gasto extra en golosinas y animales domésticos hay que colaborar entre más de una familia.


Esta familia británica dedica la mayor parte del gasto en comida de tipo industrial: precocida y congelada. No se ve que haya un proceso de elaboración de comida. Mucho consumo de leche y cereales, golosinas, galletitas dulces, conservas, fiambres. Tortas y postres congelados. Muy poca verdura y fruta. Casi nada de bebidas, una botella de vino por semana y algo de cerveza. Aquí también incluyen la comida del perro en el gasto. Gastan por mes USD 1012. A razón de USD 202 por integrante y el salario mínimo en Londres es USD 2205,46. La mitad del salario mínimo se va en comida o sea en producir cuerpos para que a su vez produzcan.

La familia siciliana es una de las que más pan comen de todas, mucha fruta, poca verdura, cereales, pasta seca y algo de carne. Varios enlatados. Bebidas industrializadas. El salario mínimo en Italia es USD 1522 y esta familia gasta por mes USD 1040 es decir USD 208 por persona por mes. Tampoco es una familia que represente a la mayoría de la población italiana .






Esta familia mexicana basa su alimentación en las verduras, las bebidas industriales, el agua de bidón, algunos embutidos, huevos y harina de maíz. Bastante yerba en la semana. Un pan por persona por semana. El salario mínimo en México USD 375 y esta familia gasta por mes USD 756 en comida, USD 151 por mes por persona. Nada de presencia de comida industrializada, salvo en las bebidas y mucha elaboración de comida casera.




Familia ecuatoriana.Campesina. Dos adultos, siete niños. Nueve en total.
Base de la alimentación harinas, legumbres y verduras. Agua sacada del río. Nada industrial. Todo elaborado para la auto subsistencia. No hay mesa, no hay sillas.
Salario mínimo USD 375. Gasto mensual en comida por mes de esta familia USD 126.20. Esto es USD 14 por persona por mes.




Familia que vive en un asentamiento en Chad una mujer y cinco niños. Obviamente no hay sillas ni mesas ni casa. Una botella de agua por semana. Harinas, legumbres, casi nada… El salario mínimo USD 45 por mes. Gasto por mes en comida USD 6.48 por persona por mes USD 1.08. Para que agregar palabras.







El sueño americano. Familia tipo americana dos adultos, dos niños. Poca fruta, poca carne, poca verdura. Una pizza congelada por semana, mucha comida industrializada que incluye panes, cereales, fast food para todos, poca agua envasada y bebidas en general. El salario mínimo en California USD 1584. El gasto de esta familia por mes en comida USD 637. Equivale a USD 159 por persona por mes.
Y representa el 40 % del salario mínimo.





Familia de Carolina del Norte, USA.
Más o menos similar el tipo de alimentación a la de la otra familia norteamericana, sólo que la pizza es de delivery. Hay más jugos industriales gaseosas, leche. Sólo los adolescentes comen fast food. Acá hay un poco más de carne para hacer milanesas y algo de pollo para cocinar. Mucho snack, mucha cerveza, mucha coke.

El salario mínimo en Carolina del Norte es USD 1436 por mes. Esta familia gasta por mes USD 1384, es decir, USD 346 por persona por mes.


La última columna de este cuadro representa el porcentaje para producir un cuerpo, sólo en nutrición, respecto del salario mínimo de cada país. Creo que la mano invisible de Júpiter por lo menos en lo que aparece en estas comparaciones no es del todo justa, verdad?










doble click en imágenes para ver valores

¿Qué podemos concluir con todas estas comparaciones?






Una de las posibles conclusiones podría ser la siguiente:

O que los datos de salario mínimo son falaces o que la gubernamentalidad que se ejerce a través de las redes de poder y los dispositivos sobre nosotros, llámese libros de fotos, cuadros estadísticos, informes, discursos, es tan efectiva que no nos lleva a pensar todo lo que tenemos que hacer para sólo poder reproducirnos y ser aptos para que unos pocos llenen sus billeteras.

Otra es la siguiente:

El título del libro “Hungry planet: what the world eats” “Planeta hambriento: qué come el mundo” Lo que vemos en esas fotos es lo que come el mundo o el título podría ser el siguiente:
La injusta distribución de la riqueza: ¿qué es lo que las personas pueden consumir?

































sábado, 25 de abril de 2009

Claudia Venturelli: Júpiter y la mano invisible del mercado



Fin del recorrido por los caminos errados de la argentinidad -sociología argentina-

Leyendo en el diario que el dengue se transformó en un gran negocio para los productores de insecticidas, repelentes, mosquiteros y todo lo que tenga que ver con paliar el pánico construido por los medios, mi cabeza empezó a pensar: de qué mano invisible hablaban los economistas clásicos y cómo es que se ha popularizado esa metáfora literaria.
Se podría pensar como otra de las tantas naturalizaciones del discurso del saber-poder que justifica y oculta las prácticas expropiatorias de unos individuos respecto de otros, transformándose en sentido común.

Es llamativo que una metáfora, sólo mencionada tres veces por su autor a lo largo de su trayectoria, haya recorrido el mundo desde que el capitalismo comenzó a dominar la producción a escala mundial.

Un recorrido arqueológico por lo menos servirá para entender un poco más esto que llamamos el discurso como práctica.

Esta metáfora sólo apareció una vez mencionada en el libro de Adam Smith en su libro "Teoría de los sentimientos morales" (1759). Vuelta a mencionar en su libro “Una investigación sobre la naturaleza y causas de la riqueza de las naciones” (1776), sólo tres veces (libro de 900 páginas aproximadamente).

Adam Smith fue un filósofo escocés que tuvo contacto con David Hume. Ambos influenciados por Francis Hutcheson (1694-1746) un filósofo profesor que dictaba filosofía moral en Glasgow, que contribuyó a la creación de la escuela escocesa de filosofía del sentido común. Adam Smith fue su alumno y reemplazante en esta materia. Considerado como el fundador de la economía política, ésta era sólo una parte del dictado de su materia de filosofía moral.

Repito que sólo fue mencionada tres veces por su autor pero para algunos economistas contemporáneos como Kenneth Arrow (autor del teorema de la imposibilidad de la democracia), Hahn y Tobin (el premio Nóbel creador de la tasa Tobin, keynesiano). Para Arrow y Hahn la “mano invisible” de Adam Smith es una expresión poética de lo más fundamental en las relaciones de equilibrio económico, es la contribución más importante hecha al pensamiento económico y la idea subyacente a dicha expresión una de las más grandes e influyentes ideas de la historia.
Veamos donde menciona esta metáfora Smith:

En 1750 en “The Principles which lead and direct Philosophical Enquiries; Illustrated by the History of Astronomy” publicado póstumente:

“La humanidad, en las primeras etapas de la sociedad, antes del establecimiento de la ley, el orden y la seguridad, tenía poca curiosidad en descubrir aquellas cadenas ocultas de eventos que ligan los aparentemente desunidos fenómenos de la naturaleza... Muchas... incoherencias más pequeñas, que en el curso de las cosas dejan perplejo a los filósofos, escapan enteramente a su atención…Como aquellas apariciones lo aterrorizan, está dispuesto a creer cualquier cosa con respecto a ellas que las pueda presentar como siendo todavía más el objeto de su terror. Que proceden de algunas causas inteligentes,
aunque invisibles, de cuya venganza o displacer son o bien los signos o los efectos, es la noción más indicada para intensificar esta pasión, y es esa, por lo tanto, la que él es más apto para abrigar... Pero todas las irregularidades de la naturaleza no son de esta horrible o terrible manera.
Algunas son perfectamente hermosas y agradables. Por la misma impotencia de la mente se las considerará con amor y complacencia, y aun con una vehemente gratitud; porque lo que causa placer, naturalmente excita nuestra gratitud…Las nociones de un salvaje no son muy diferentes... De allí el origen del politeísmo, y de esa superstición vulgar que atribuye todos los eventos irregulares de la naturaleza al favor o displacer de seres inteligentes, aunque invisibles, a dioses, demonios, brujas, genios, hadas. Debe observarse, que en todas las religiones politeístas, entre los salvajes, como también en las edades tempranas de la antigüedad pagana, son sólo los eventos irregulares de la naturaleza los que son atribuidos a la agencia y al poder de los dioses. El fuego quema, y el agua refresca; los cuerpos pesados descienden, y las sustancias más livianas vuelan hacia arriba, por la necesidad de su propia naturaleza; la mano invisible de Júpiter nunca fue aprehendida para ser empleada en estos asuntos.

Quién era Júpiter

Rey del cielo y la tierra y de todos los dioses del Olimpo pero también era considerado el dios de la justicia, (como Júpiter Fidius era guardián de la ley, defensor de la verdad y protector de la justicia y la virtud) por lo tanto si leemos las dos menciones siguientes habiéndole sacado “de Júpiter” podemos comprender que para Smith la distribución de la riqueza entre todo los habitantes de la tierra es más que justa porque es la mano invisible de Júpiter la que la realiza.

Este apartado no tiene desperdicio, para comprender la naturalización de la existencia de ricos y pobres.

Segunda vez que utiliza la metáfora en 1759 en la “Teoría moral de los sentimientos”

“... Los placeres de la riqueza y los honores... llaman la atención como algo excelso, bello y noble, cuya consecución bien vale todo el esfuerzo y desvelo que estamos tan dispuestos a dedicarles.
Y está bien que la naturaleza nos engañe de esa manera. Esta superchería es lo que despierta y mantiene en continuo movimiento la laboriosidad de los humanos. Fue eso lo que les impulsó primero a cultivar la tierra, a construir casas, a fundar ciudades y comunidades, a inventar y mejorar todas las ciencias y las artes que ennoblecen y embellecen la vida humana; lo que ha cambiado por completo la faz de la tierra, que ha transformado las rudas selvas de la naturaleza en llanuras agradables y fértiles... Por estas labores de la humanidad la tierra fue forzada a redoblar su fertilidad natural y a mantener una multitud mayor de habitantes. De nada le sirve al orgulloso e insensible terrateniente contemplar sus vastos campos y, sin pensar en las necesidades de sus semejantes, consumir imaginariamente él solo toda la cosecha que puedan rendir. Nunca como en su caso fue tan cierto el sencillo y vulgar proverbio según el cual los ojos son más grandes que el estómago. El producto de la tierra mantiene en todos los tiempos prácticamente el número de habitantes que es capaz de mantener. Los ricos sólo seleccionan del conjunto de lo que es más precioso y agradable. Ellos consumen apenas más que los pobres, y a pesar de su natural egoísmo y avaricia, aunque sólo buscan su propia conveniencia, aunque el único fin que se proponen es la satisfacción de sus propios vanos e insaciables deseos, dividen con los pobres el fruto de todas sus propiedades. Una mano invisible los conduce a realizar casi la misma distribución de las cosas necesarias para la vida que habría tenido lugar si la tierra hubiese sido dividida en porciones iguales entre todos sus habitantes, y así sin pretenderlo, y sin saberlo, promueven el interés de la sociedad y aportan medios para la multiplicación de la especie. Cuando la providencia distribuyó la tierra entre unos pocos patronos señoriales ni olvidó ni abandonó a los que parecían haber quedado excluidos del reparto. También éstos disfrutan de una parte de todo lo que produce.
En lo que constituye la genuina felicidad de la vida humana no están en ningún sentido por debajo de quienes parecerían ser tan superiores a ellos”.

Tercera y última vez que utiliza la metáfora 1776 “An Inquiry into the Nature and
Causes of The Wealth of Nations”

“Pero el ingreso anual de la sociedad es precisamente igual al valor en cambio del total producto anual de sus actividades económicas, o mejor dicho, se identifica con el mismo. Ahora bien, como cualquier individuo pone todo su empeño en emplear su capital en sostener la industria doméstica, y dirigirla a la consecución del producto que rinde más valor, resulta que cada uno de ellos colabora de una manera necesaria en la obtención del ingreso anual máximo para la sociedad. Ninguno se propone, por lo general, promover el interés público, ni sabe hasta qué punto lo promueve. Cuando prefiere la actividad económica de su país a la extranjera, únicamente considera su seguridad, y cuando dirige la primera de tal forma que su producto represente el mayor valor posible, sólo piensa en su ganancia propia; pero en este como en muchos otros casos, es conducido por una mano invisible a promover un fin que no entraba en sus intenciones. Mas no implica mal alguno para la sociedad que tal fin no entre a formar parte de sus propósitos, pues al perseguir su propio interés, promueve el de la sociedad de una manera más efectiva que si esto entrara en sus designios…”

Y nunca más volvió a utilizar esta expresión. ¿Qué pasó luego? Se sucedieron miles de interpretaciones histórico filosóficas sobre esta metáfora, sobre lo que quiso decir Adam Smith. Y la encontramos tanto en las interpretaciones de la teoría de la evolución de Darwin como en las interpretaciones de la economía. Para los que puedan leer en inglés aquí pueden encontrar varias de las interpretaciones que se han hecho.
(Ver link) http://www.helsinki.fi/~pylikosk/invisible.html

Y volviendo a la Sociedad Argentina, año 2009, y dengue

EL NEGOCIO DEL DENGUE

Un excelente negocio. Fabricantes de insecticidas, repelentes y mosquiteros, empresas de fumigación y laboratorios llegaron a cuadruplicar sus ventas durante marzo a causa de la reacción que provocaron en la población los contagios masivos de la enfermedad transmitida por el mosquito Aedes.
Entidades profesionales y organizaciones de consumidores denuncian especulación de algunas empresas que “aprovecharon para aumentar los precios de sus productos y servicios hasta un 20% en los últimos siete días”.

Recomendaciones oficiales repitieron hasta el hartazgo que el único medicamento válido para hacer frente a los primeros síntomas del dengue es el paracetamol. La venta del analgésico y antifebril “se cuadruplicó durante el mes de marzo”, dice Marcelo Peretta, presidente del Sindicato Argentino de Farmacéuticos y Bioquímicos. “A pesar de las recomendaciones de no utilizar otros analgésicos como el ibuprofeno y la aspirina, también crecieron la cantidad de unidades vendidas en los últimos días, aproximadamente un 100%”, agrega Peretta.
Desde la organización profesional denuncian además que “algunos laboratorios y otros integrantes de la cadena de distribución aumentaron el precio del paracetamol entre un siete y un 10% sin que medie otra justificación que la mera especulación”. La marca más conocida con la que se comercializa esta droga es Tafirol, de laboratorios Sidus. “En los supermercados se llegó a cobrar hasta once pesos una caja de 50 comprimidos, cuando su precio por manual Kairos es de $7,20”, sostiene Peretta. Y opina: “Aumentar el precio de un medicamento esencial en esta situación de epidemia es una especulación miserable que debiera ser sancionada por las autoridades sanitarias y comerciales”. Pero no son los únicos que especulan con los remedios. “También hay actitudes repudiables dentro del circuito ilegal o canal K (de kioscos) donde se llegó a vender hasta dos pesos un comprimido de paracetamol, valor al que se consigue un blister de diez unidades en cualquier farmacia”, finaliza el profesional.
Si de incrementar precios en situaciones de emergencia se trata, los fabricantes de productos para ahuyentar mosquitos no se quedaron atrás.
“Los valores de venta al publico de repelentes, espirales y líquidos insecticidas sufrieron incrementos de hasta un 25% entre la última semana de marzo y la primera de abril”, detalla Susana Andrada, titular del Centro de Educación al Consumidor (CEC). Según un relevamiento realizado por el organismo no gubernamental entre el 26 de marzo y el 3 de abril, los espirales marca Raid x 12 unidades aumentaron de $ 2,49 a $ 3,50; las tabletas Fuyi x 12 pasaron de $ 5,49 a $ 6,50; el líquido 30 noches de Raid se incrementó de $16,9 a $18,5; la crema off x 90, de $ 11,9 a $ 13,9; el spray OFF x 200 cm3, de $14,9 a $15,9; y el aerosol off extra duración x 223 cm3, de $ 9,9 a $ 10,9.

A partir de lo que se ha comentado en estos artículos de diarios sobre el aumento de los productos que existen para paliar el dengue se pueden dar por derribadas todas las interpretaciones sobre las acciones no deseadas de la acción y la mano invisible de Júpiter pudiendo concluir que es al igual que la libertad, la fraternidad y la igualdad parte de un discurso que no hace más que opacar un conjunto de prácticas dentro de las redes de poder que produce la ganancia extraordinaria de las empresas expropiando a los que menos tienen. Y que los gobiernos siendo fieles a la metáfora de Smith no intervienen para que esto no suceda.

miércoles, 15 de abril de 2009

Los caminos errados de la argentinidad III

La negación. Por qué no aprender de su propio acervo histórico.

Miren que el dispositivo hoy encargado de la salud nacional lleva el nombre de un ministro de salud perteneciente a la historia de este gobierno en alguno de sus salones más prestigiosos, que desterró varias epidemias. Pero claro la mayoría que está allí ocupando un lugar ni sabrá quién fue.

Que se resuelve desde el saber de la Ciencia Política entonces. Dar un manual a algún que otro empleado contratado en el dispositivo (que podría ser para la escuela primaria) para que se interioricen sobre qué es el dengue y así formar una fuerza de choque
(?). Hacer una reunión multitudinaria de todos los empleados y ver qué hacer.
Ustedes dirán que yo soy fantasiosa, no no lo soy, es que una licenciada en Ciencia Política piensa de acuerdo al saber del cuál fue sujetada.

Uno podría pensar entonces: ¿A la hora de armar un gabinete qué es lo que toma en cuenta un presidente?

¿Hoy qué es necesario?

Leer un manual que nos diga qué es el dengue cuando ya todos lo sabemos o, ¿pasar a la acción sin más tiempo que perder para parar la epidemia nacional que construyeron?

Cada uno de nosotros nos enteramos por amigos y conocidos de casos que no se informan caso de dengue en el Hospital Británico, varios en el Hospital Fiorito de Avellaneda, en Balvanera, lo que no se informa no existe, pero no pueden impedir que el boca a boca haga circular información.

En países vecinos a nosotros hay varias campañas, sencillas, simples entendibles para todas las personas, por televisión.Y los medios muestran información y trabajo de los agentes sanitarios.
No arman largas telenovelas como lo hacen aquí sin decir ni mostrar qué hay que hacer. Les interesa realmente lo que pasa o están construyendo realidad con otros fines. Ya alguien habla de la ley de … como quieran llamarle… radiodifusión?
¡¡¡Cópiese si no puede pensar!!!
Dengue, Aedes aegypti ciclo biológico.

martes, 14 de abril de 2009

Los dispositivos - sujeciones y diferencias marginales

Cuando uno trata de desnaturalizar los acontecimientos subidos al pedestal de la historia, ¿para qué lo hace y por qué lo hace?

Siempre que uno desmonta un discurso el otro espera que le dé una respuesta que lo deje tranquilo y seguro recomponiendo de alguna manera esa seguridad que el hombre moderno necesitó desde que Kant puso como a priori las categorías de espacio tiempo.
Hoy un físico cuántico nos dice que esas categorías ya no existen. Entonces la seguridad del hombre moderno se derrumba y empieza la época de las incertidumbres, léase la posthumanidad, la postorganicidad, etc.

¿Para qué uno desnaturaliza esos discursos?

Si uno lo hace es para comprender las acciones de los otros en los distintos momentos históricos. Las prácticas discursivas, en tanto acciones políticas, se han dado y se dan como luchas políticas, que nada tenían ni tienen que ver con sólo escribir un paper sino como respuesta en una disputa dentro de un dispositivo (partido, universidad, etc).

Althusser como sujeto sujetado a una lógica de partido convocaba intelectuales para que el partido fuera reconocido, dentro de las luchas de poder, como un partido con gran cantidad de intelectuales, para que le otorgaran cierta legitimidad.

La red de poder que la academia francesa reproduce hace que Foucault, por ser discípulo de Althusser, entre en el PCF y en las prácticas del partido encontrara que de marxismo de Marx nada y por eso renegara de haber entrado al mismo.

Cuando uno desnaturaliza las prácticas discursivas desmontándolas y comprendiéndolas puede comprender que las propias acciones son tomas de decisiones que lo sujetan a tal o cual dispositivo, dentro de las reglas de ese dispositivo, formando parte del mismo.

No crea que uno formando parte del mismo y sólo por el hecho de pertenecer al mismo habiendo entendido su lógica de funcionamiento va a producir una diferencia marginal, ya que el dispositivo permite la presencia de ciertos emergentes marginales a los cuales después sujeta a su lógica.

Entonces si uno pretende cambiar al dispositivo lo más probable es que termine conjurando con el mismo. Y el cambio lo haya producido el dispositivo sobre uno mismo y no viceversa.

Los aportes a esta reflexión en ciernes serán bienvenidos.

domingo, 12 de abril de 2009

Los caminos errados de la argentinidad II

La soberbia. Cuando se conocieron los primeros casos de dengue en el Chaco se rumoreaba en el dispositivo encargado de la salud nacional que era una mala jugada del canal de cable TN (todo negativo), no hay que darle bola.
Entre ayer y hoy se baja que el dengue es producto de la pobreza y la falta de colaboración de la población.

La falta de colaboración y la pobreza ¿son fenómenos naturales?

¿El dengue es un fenómeno natural?

La deforestación de grandes extensiones de tierra para las plantaciones de soja, el calentamiento global: ¿son fenómenos naturales?, la contaminación de las aguas de los ríos producto de los pesticidas que se usan para las plantaciones de soja, ¿también lo son?

Hoy en Clarín se pudo leer esto.

"Sí, el dengue está ganando. ¿Por qué se llegó a esto? Se sabe que en los últimos 8 y 10 años viene bajando progresivamente hacia el sur. En octubre pasado comenzó un brote importante en Bolivia y siguieron los casos en Paraguay y el sur de Brasil. ¿Qué se hizo acá? Se negó el tema, se ocultó información y no se tomaron medidas preventivas. Ni hablar de las obras estructurales tan necesarias como el acueducto de agua potable para el Chaco, donde la mayoría de la población no tiene ese servicio", explica Ernesto Trivisonno, médico sanitarista, ex subsecretario de Salud del Gobierno porteño, creador de los programas "Médicos de Cabecera" y "Pediatra en Casa", entre otros.

Lo que no se hizo

Barreras sanitarias. En torno de las ciudades y pueblos más afectados por la enfermedad no se crearon cordones sanitarios para controlar los accesos en las rutas y fumigar camiones, vehículos y colectivos. En ellos también "viajan" mosquitos.
Controles preventivos. Tampoco se entrenaron a agentes sanitarios para que recorran barrio por barrio con el objetivo de detectar personas infectadas, evitar que se automediquen y trasladar los casos más graves.
Desinfección de pozos. La mayoría de las zonas afectadas no tiene agua potable. Para evitar la procreación de larvas de mosquito es imprescindible descontaminar periódicamente pozos y aljibes con larvicidas.

Mientras reflexionamos sobre la construcción de la realidad, algunas cosas que pueden servir, gracias a la colaboración de Cymaco:

Repelentes naturales

Se cuecen unas hojas de eucaliptos, se cuelan y el líquido se coloca en recipientes dentro de las habitaciones y armarios o placares.

Se mezcla aceite de lavanda (comprarlo en herboristerías) con cremas o aceites corporales. Se coloca sobre el cuerpo. Actúa como repelente de mosquitos.

Una planta de albahaca colocada en una habitación ahuyenta los insectos voladores.
El aceite de citronela colocado sobre la piel también actúa como repelente. También los aceites esenciales de limón o el vinagre diluidos en agua.

martes, 7 de abril de 2009

Los caminos errados de la argentinidad

Hoy en un canal de cable de la TV Argentina entrevistaron a un investigador del Conicet (desconocido hasta el momento por la mayoría de la población argentina), exponiendo una investigación desarrollada por este instituto de investigaciones sobre el dengue y explicó las barbaridades que está haciendo el Ministerio de Salud de la Nación respecto de este problema.

Mientras la ministra de salud Ocaña argumenta que está todo bajo control, este investigador da cuenta que lo que se está haciendo fumigando sobre las perosnas y campos con el producto que lo hacen es de la época medieval!!!
¿Por qué?

Porque se le está diciendo a la población que no recibe agua potable que deben tirar el agua recogida para el uso cotidiano sin darles la posibilidad de utilizar este desarrollo del Conicet. Es posible que el agua se pueda tomar echando una pastilla, porque mata la larva del dengue. Y es posible también que se intoxiquen con el producto con el cual se está fumigando sobre las personas sin tomar ninguna precaución.

Hoy el agua uno de los recursos naturales que empieza a ser disputado a nivel global, y acá en Argentina se dice tírela nomás compañero!!!

¿Es que la Licenciada en Ciencia Política Graciela Ocaña no utiliza los recursos del Estado para asesorarse?

El Conicet tiene un insecticida aparentemente eficaz para combatir el dengue y lo más importante no tóxico; y nadie del Ministerio de Salud de la Nación lo convoca. ¿También tendrán una interna con los investigadores del Conicet?

Según este investigador los insecticidas que, por ejemplo, usaron ayer a la tarde en Barrancas de Belgrano son tóxicos, si caen sobre frutas y verduras y después uno las come, está comiendo insecticida.

¿Algo tan fácil de resolver utilizando recursos propios del Estado puede ser tan difícil de averiguar para una ministra?

A continuación la nota subida de la página del conicet:

12-03-2009 Clarín Sociedad
LOGRO DE CIENTIFICOS DEL CONICET Y OTRAS INSTITUCIONES PÚBLICAS
Avance argentino contra el dengue: crean un insecticida

Mata las larvas y los mosquitos adultos que transmiten la enfermedad

Investigadores del Conicet y otros organismos públicos de la Argentina desarrollaron un nuevo y eficaz insecticida contra los mosquitos que trasmiten el dengue. Se trata de un producto que llega en un momento crucial: esa enfermedad emergente está avanzando en Bolivia, Paraguay y en el norte de nuestro país.
En la Argentina, además de los muchos casos de dengue convencional, aparecieron por primera vez casos de dengue hemorrágico, una variante que surge cuando circula más de un virus y que produce riesgo de muerte. "Todavía no hay vacunas, ni terapias específicas contra el dengue. Por lo cual, los insecticidas son clave para controlarlo", afirmó Eduardo Zerba, del Conicet y del Instituto de Investigaciones científicas y técnicas para la Defensa. También la gente debe colaborar al no guardar recipientes con agua estancada.
Zerba con su equipo de colaboradores, que también enseñan en la maestría de control de plagas de la Universidad Nacional de San Martín, empezó hace tres años a desarrollar el insecticida. Ya lo probaron en hogares de la localidad de Villa Libertad, en Misiones. Lo aplicaron en forma de spray, pero ahora se lo está evaluando en forma de pastilla, con la cooperación de la comunidad.
Todo el desarrollo fue apoyado por la Agencia Nacional de Promoción Científica y Tecnológica, y organizaciones como Chemo de España, entre otras. "Este insecticida tiene la particularidad que puede matar tanto larvas como mosquitos adultos. Porque es un insecticida piretroide y larvicida. Duplica la eficacia en comparación con los productos convencionales", agregó Zerba. Y saben también que pueden funcionar contra las larvas de otros insectos-plagas.
A su vez, el profesional informó que la combinación está lista con el patentamiento del Gobierno, y se espera que a mediados de mes pueda empezar a ser utilizado con máquinas terrestres, según lo determine el Ministerio de Salud de la Nación.
Lamentablemente, las estrategias y los productos insecticidas utilizados actualmente en las campañas gubernamentales de control del mosquito vector están dando respuestas limitadas en todo el mundo y han sufrido serias críticas, incluso de organismos sanitarios internacionales.
El Cipein, asociado a la Universidad Nacional de San Martín ha desarrollado recientemente con tecnología nacional un insecticida que combina un activo piretroide con un compuesto de la familia de los inhibidores del crecimiento de insectos, lo que le confiere una muy alta efectividad sobre las larvas y los adultos del vector. El resultado de la combinación ha sido el desarrollo de un producto totalmente nuevo que sólo con aplicaciones espaciales de niebla o humo actúa simultáneamente sobre todas las formas de crecimiento del mosquito.

En resumen la nueva combinación adulticida - larvicida ha demostrado un mejor efecto en el mosquito adulto y sus larvas dando lugar a un control de las poblaciones del mosquito Aedes aegypti más prolongado y con menores dosis de insecticida, promoviendo un uso seguro, buena selectividad y bajo impacto ambiental.
Para mayor información ver página del
Conicet

lunes, 6 de abril de 2009

La argentinidad en las encuestas : efectos de realidad. La construcción de los datos

Cuando preguntan por qué los argentinos somos como somos, en primer lugar uno tendría que reflexionar y decir que la pregunta para nosotros no tiene entidad, porque “hablar de los argentinos” es una abstracción, por que los argentinos no existen. Es un universal que no permite dar cuenta de la particularidad.

Decir que los argentinos somos de tal o cual manera forma parte de un discurso que lo que pretende es construir determinados sujetos sujetados al orden de un discurso que nos hace ser - hacer argentinos.

Si la consultora Kleiman Sygnos dice el 55 % de los argentinos resigna el salario por el ocio. Lo que no está diciendo es de cuál 55 % de argentinos habla: ¿será la porción de argentinos de la medición que establece que el 56 % del consumo corresponde 3,8 % de la población económicamente activa? Ver informe.
http://http//www.institutocta.org.ar/IMG/doc/Distribucion_del_ingreso.doc

Tal vez esta consultora, con este discurso, esté abriendo un campo de un discurso para construir el nuevo sujeto sujetado argentino de la sociedad de consumidores que ya nada tiene que ver con el que se dedicaba a ahorrar para el futuro o para comprar la casita para cuando se casara.

Esta misma consultora en su estudio Roper de 2008 habla de tendencias y cuenta que en capital federal el 26,2 % de las viviendas son unipersonales. O sea está claro que cuando hablan de argentinos no se refiere a la totalidad de los argentinos, sino a la porción de argentinos que son los que pueden endeudarse para consumir.

Tal vez lo que no nos dice es que hoy la tendencia del capitalismo global en la sociedad de consumidores conduce las conductas de los individuos más que para tender a la posesión de productos duraderos para la adquisición, vía posibilidad de endeudamiento, de mercancías de rápida obsolescencia, por el desarrollo tecnológico, o para ser sujetos consumidores de productos culturales o de ocio y esparcimiento: escapadas de fin de semana para combatir el stress, spa para combatir la vejez, etc.

domingo, 5 de abril de 2009

Los franceses y su rebelión contra la revolución francesa

La francesidad lleva el peso de haber hecho universales a la burguesía y sus tres caballitos de batalla: la libertad, la igualdad y la fraternidad, junto con la razón y la ilustración. Este es su régimen de verdad y como tal se ha difundido como discurso a todo el planeta. Fue la pata política de la revolución industrial inglesa y con ella la institución del capitalismo mundial, así como Alemania y sus filósofos fueron su pata filosófica. Capitalismo que gracias a los discursos filosóficos y políticos ha podido revolucionar de manera permanente, donde logró su dominio, todos los modos de producción preexistentes.
El triunfo del capitalismo a nivel global tuvo que ver seguramente con la institución de discursos que hicieron posible reglamentar las prácticas día tras día de millones de individuos que han sido sujetados y atravesados por estos universales que se inscribieron en los cuerpos y se hicieron sentido común a lo largo del desarrollo histórico.

Hoy casi nadie sospecha que tal igualdad tal fraternidad y tal libertad abrió la posibilidad de dominación de la burguesía una vez que ganó su lucha contra la nobleza y que esos tres universales fueron en sus comienzos los particulares que definieron el programa político de la burguesía cuando todavía era fuerza minoritaria en las barricadas de los parlamentos franceses.

Para deconstruir este régimen de verdad francés los filósofos de la “postmodernidad” han tenido que oponerse sistemáticamente a ese discurso de la burguesía de la universalidad.
Es por ello que plantean discursos sobre la diferencia, lo particular, para ir contra del registro de gubernamentalidad que ha dominado por siglos en Francia y que aún lo sigue haciendo.